Stalkers: Invasores del Espacio Interior

Lloyd Dobbler (John Cusack) en "Say Anything": El stalker más cool del mundo.

En fechas recientes (Okey, hace un chingo) sometí a votación el tema de un post a futuro. Ya no recuerdo si había más candidatos o si seguí una mecánica seria para determinar el tema ganador (casi seguro que no), pero lo que sí recuerdo es que la idea de hacer un largo y tedioso escrito sobre los stalkers me llamó la atención. Así pues, he escuchado las voces de los lectores. Para que luego anden diciendo que la democracia no funciona.

¿Y qué son los stalkers, preguntarán los más incultos entre ustedes? La definición simple: los stalkers (o acechadores) son aquellos individuos que buscan obsesivamente la atención y/o afecto de terceros, quienes a su vez no tienen ningún deseo de corresponderles.

Claro, la definición simple suele dejar muchas preguntas sin resolver. De acuerdo a esta concepción del stalker, yo podría argumentar que estoy siendo stalkeado por varias instituciones de crédito, quienes constantemente quieren oír de mi y suplican que les devuelva las llamadas y mensajes, pese a que yo les he ignorado en repetidas ocasiones y no tengo ningún interés en escuchar lo que tienen que decirme. Pero los psicólogos me dicen que no, eso no es ser víctima de un stalker. Eso es más bien ser un prángana infeliz que va a quedar recluido en el buró de crédito de aquí a que llegue el holocausto zombie. Y probablemente después, pues ningún banquero zombie que se precie de serlo me prestará ni un peso partido por la mitad. Es que los zombies son consistentes, vamos.

No, el stalker busca atención más en el terreno de lo personal, lo emotivo, sin móviles económicos. En el fondo, muchos stalkers suelen ser unos románticos. Ese es un gran problema, pues un escenario deseable de romance no suele incluir llamadas misteriosas y anónimas a altas horas de la noche, notas garrapateadas detrás de horribles fotos de uno tomadas con un telefoto o la misteriosa desaparición de los cabellos que suelen desprenderse de un cepillo. Y aquí estamos mencionando sólo a stalkers de fuerzas básicas. Los stalkers llamados a representarnos en un mundial de la especialidad son mucho peores.

El Disneylandia de los stalkers...

Una de las grandes broncas que nos ha traído Internet, además de hacernos perder valioso tiempo intentando adivinar contraseñas para sitios de pornografía brasileña, es el de facilitarles la vida a todos estos entusiastas cerebritos dedicados a insinuarse sin invitación alguna en nuestras vidas. De acuerdo a un estudio reciente, si has participado aunque sea casualmente en una red social hay un 99.9874367% de probabilidades de que hayas sido blanco de la atención de un stalker. De acuerdo a otro estudio reciente, el 87% de las estadísticas que se citan en blogs suelen ser invenciones sacadas de la manga de algún irresponsable. Ambas cifras son, sin duda alguna, alarmantes.

Twilight es como una oda al stalker chafa...

Dichas redes sociales, desde MySpace y Hi5 hasta Facebook y Busty Nymphoniac MILF Finder suelen atraer a seres que, al encontrarse amparados por el anonimato de la red, se dedican a recorrer los perfiles de conocidos y desconocidos por igual, tendiendo anzuelos en forma de invitaciones aparentemente inofensivas, o solicitando la amistad de sus eventuales víctimas mediante peticiones inocentes como “Hey, ¿te acuerdas de mi? Fuimos juntos a la escuela secundaria”, o “El collage con fotos de Robert Pattinson que tengo colgado en mi habitación me dijo en un sueño que debo morder tu cuello y convertirte en mi vampira para toda la eternidad”. Cualquier incauto puede caer así en las ingeniosas tretas de estos acechadores.

Y después la cosa se pone peor. El stalker puede tomar dos vías generales:

1. Desarrollar una idea de afecto concerniente a tu persona, pensando que ambos son grandes amigos o incluso amantes, y entrar en una espiral descendente donde pretenden engrandecer dichos sentimientos, sin importarles lo que uno tenga que decir al respecto. O, por otro lado…
2. Matarte.

Así es. El stalker parece no entender de un justo medio. Su comportamiento puede caer en el terreno de la infatuación o pasíón irracional, como la de Romeo por Julieta, algunas lectoras de este blog por John Cusack y Robert Downey Jr., o Arjona por la mediocridad. También se va al otro extremo del odio encarnizado, como John Hinkley (quien le disparó a Ronald Reagan para estar perpetuamente ligado a su stalkeada Jodie Foster), o el doble odio que Arjona despliega contra la poesía y la música cada vez que saca otro pinche disco. Lo que nunca ocurre es el stalker que te sigue “nomás por pasar el rato”. No, esta gente sí está plenamente comprometida con uno.

Lo malo de la omnipresencia de estos peculiares caracteres en nuestra sociedad es que también hemos comenzado a acptar su presencia a cierto nivel. Me explico: en fechas recientes (Okey, hace otro chingo), Britney Spears tuvo que buscar una orden judicial de restricción contra un japonés que, en el transcurso de un año y pelos, acudió a 37 de sus conciertos, buscando colarse en repetidas instancias al backstage para conocerla en persona e incluso intentando meterse en cuatro ocasiones distintas a domicilios donde la cantante se encontraba alojada. Lo chistosérrimo del caso es que las autoridades californianas determinaron que, considerando el status de celebridad de Britney, el comportamiento de este freak está considerado como tolerable y no amerita que lo entamben. Reconfortante, ¿cierto?

Britney: Popular entre los japoneses...

Esto nos enseña dos lecciones valiosas:

1.    Que la justicia en el estado de California hace de este estado gringo un paraíso para quienes estemos considerando un futuro criminal, y…
2.    Que el mencionado japonés es un perfecto idiota. Con lo que se gastó en 37 entradas para ver a Britney (más los correspondientes gastos de logística aunados a vivir esa clase de vida) pudo haber contactado directamente al representante de la estrella, pagar por un concierto o aparición personal, conocer a la Britney de carne y hueso por vía legal, y después matarla y tener sexo con su cadáver. O algo así, no sé realmente cuáles fueran sus motivos. A lo mejor nada más quería una lección de cómo hacer la coreografía de Toxic. Los japoneses son bien raros, siempre hay que desconfiar de ellos (por cierto, ¿dónde andará mi estimado lector Yanagisawa?)

Así pues, necesitamos clasificar a nuestros stalkers. Sólo conociendo sus tácticas y móviles podemos determinar si son peligrosos para nuestras respectivas personas y deben, por tanto, ser recluidos, o si no representan un peligro inmediato pero deben ser recluidos nada más por si las de hule. Una breve lista de stalkers y sus derivados que conviene tener a la mano:

Stalker principiante: Puede ser ese noviecillo mal correspondido con el que intercambiaste dos o tres besos inocentes, o el clásico compañero de trabajo al que nadie le tiraba un flato pero con el que compartiste impresiones en una ocasión acerca del final de temporada de Lost, y que ahora cree que lo vas a recordar como “cuate de la chamba”. Suelen intentar entablar conversación a través de un e-mail de “¿Qué ha sido de tu vida? ¿Dónde andas? ¿Te acuerdas de fulano?”, pero se van alejando solitos cuando perciben que hoy en día son tan inconsecuentes para ti como cuando se conocieron por primera vez. El ignorarlos o responderles con sequedad/brevedad suele bastar para ahuyentarles.

Stalker serio: Su presencia inicial en tu vida puede ser similar al anterior, pero sabe demasiadas cosas de tu existencia como para hacerte sentir intranquilo. Al contactarte suele recordar detalles muy explícitos de su relación contigo. Se acuerda de qué ropa traías puesta la primera y/o última vez que te vio, pregunta por tus familiares y amigos refiriéndose a ellos por nombre Y apellido, menciona casualmente que tiene “souvenirs” de cuando te conocía… y en el peor de los casos, te envía alguno como muestra. Estos stalkers ya son un buen motivador para invertir en un perro guardián, una alarma en casa y una o dos armas.

Stalker profesional: No se anda con pendejadas. Exige tu presencia en cierto lugar aislado, a cierta hora, “o me sentiré muy desilusionado”. No sabe de ocasiones u horarios prudentes para insinuarse en tu vida, y no tiene empacho en encontrar formas descaradas de recordarte su existencia, así sean tan extremas como secuestrar/robar cosas (o personas) cercanas a ti, transgredir toda clase de leyes y códigos para acercarse a tu humanidad y recolectar hasta los desechos más grotescos que emanen de tu persona si esto le permite reafirmar “la relación que existe entre ambos”. Ya sea que sus intenciones sean casarse contigo, bañarte en Carbonita para convertirte en su eterna mesita para el café o cortarte en cachitos e irte degustando con guarnición de habas y Chianti, no debes dudar en alertar a la policía, el manicomio, todos tus seres queridos, Primer Impacto y a The Punisher, además de considerar seriamente en mudarte de casa / ciudad / país / continente / rostro si persisten las molestias.

Fanboyismo: Como la Sub-17 del stalking.

Fanboy / Fangirl: Aquí volvemos al terreno de lo habitual. Si gozas de un mínimo razonable de fama, es probable que tengas uno de estos seres en tu vida. Y una página web que te hizo un aficionado japonés, porque ya sabemos que esos gueyes son unos freaks y no debemos confiar en ellos (en serio, ¿dónde anda el Yanagisawa?). Bueno, se trata simplemente de personas que se entusiasman con lo que haces, al punto de que quieren involucrarse personalmente en alguna fase de tus procesos creativos para “hacer sugerencias”, “aportar ideas”, “contribuir a que te hagas más y más célebre” y, eventualmente “caerte de sorpresa en tu domicilio”. Hasta ahí estamos en el comportamiento racional de un fan. Todos hemos sido, en mayor o menor medida, responsables de algo semejante (y si no lo has hecho, me apena saber que tu vida es tan gris y poco apasionada). La bronca es que el fanboy/girl puede volverse contra ti si no consideras sus opiniones, o se torna incapaz de evaluar objetivamente la calidad de lo que haces “porque sólo yo entiendo que eres genial, GENIAL”. Toma personalmente las críticas en torno al objeto de su admiración, sufre en carne propia las desventuras de sus favoritos y puede empezar a creer que, sin su presencia, tú no existirías. Y peor aún, no posee una escala real de lo que es la celebridad: su Twittero favorito ocupa el mismo lugar en su mente que un Premio Nóbel, por ejemplo. Pero en el fondo, son inofensivos. No confundir con…

Trolls: Suelen ensañarse con la crítica hacia una persona en particular, y se empeñan en todo momento por desacreditarla y sacarla de sus casillas. No les tengo que explicar mucho de estos seres: viven en todos los foros de opinión, threads de comentarios, streams twitteros, chat rooms, programas de radio y TV con teléfonos en el estudio, juegos en línea, comunidades virtuales y demás manifestaciones modernas de la comunicación humana. Estos tristes seres no tienen vida propia, pues la misma se reduce a perjudicar el disfrute de la vida de otras personas. Consideran como triunfos personales las pueriles victorias en discusiones intrascendentes, y se jactan de hacerle perder los estribos a los demás. No deben confundirse por esos iluminados que, en un momento de inspiración profunda e ingesta alcohólica copiosa se aparecen, por ejemplo, en un concierto de Arjona para gritarle “no eres digno de comerte una caca de Sabina, rimador de chisguete” hasta que seguridad los hace abandonar el recinto. Es un crimen sin víctimas, vamos.

Bunny Boilers: Las “hierveconejos” saltaron a la fama gracias a Glenn Close en Atracción Fatal. Son mujeres despechadas que, ante el rompimiento, proceden a actuar de la manera más espantosa que les sea posible. Como la arpía que le deshizo el Xbox 360 a su novio en un video de YouTube. O la difunta cantante de TLC Lisa “Left Eye” Lopes, que le quemó la mansión a su novio (el millonario jugador de la NFL Andre Rison) durante un ataque de celos. TODOS hemos andado con alguien así, en mayor o menor medida. Inútil negarlo. Digamos que si no tienes cicatrices físicas como recuerdo de estas personas, debes considerarte bien servido. Y sí hay equivalente masculino, que he bautizado como…

El Otelo De Paso: Inspirado en el celoso moro de la obra de Shakespeare, pero poseedor de un patetismo rayano en la comicidad pura. El clásico pobre diablo dispuesto a escribirle 400 páginas de poesía pinche (¡Hey, Arjona!) a la desventurada que alguna vez le dejó sentir la suavidad almohadesca de una chichi, y que piensa que esa relación es digna de convertirse en la más grande historia de amor y desamor jamás contada, con todo y best-seller y película estelarizada por Reese Witherspoon y Matthew McConaughey. Se empeñan en aparecerse ante la ex incluso cuando ella ya va por el tercer o cuarto novio después de “lo suyo”, llevándole cursis recuerditos de su etapa juntos y diciéndole una y otra vez en cartitas manchadas de lágrimas que lo único que quieren es que ella “sea feliz”. ¿Saben qué las hace felices? Que se busquen otra chichi que tocar, así tengan que pagar por ella. En serio, al menos este patético ser tiene esa vía de salida a su desagradable existencia.

Najeh Davenport (al centro, de lentes): Un hombre de buena digestión.

El Novillo Vengador: Tiene algo en común con el anterior en el hecho de que se trata de un amor no correspondido, pero la variante es que sus móviles y acciones son mucho más siniestros. Es casi casi el equivalente masculino de una Bunny Boiler, pero su modus operandi tiende más hacia la humillación de su ex. Si tiene fotos de ella encuerada, o un sex tape, segurito lo sube a Internet con miles de comentarios al calce llamando a su previa pareja “la perra arrabalera que arruinó mi vida”. También pueden requerir de la intervención de las autoridades en casos extremos, aunque de vez en cuando tienen ocurrencias interesantes. Mi favorito entre ellos es un jugador de la NFL llamado Najeh Davenport, quien frustrado ante las negativas de su ex de volverse a ver escaló durante la noche la enredadera del edificio de alojamiento en su universidad, saltó hacia el balcón abierto, se introdujo en su dormitorio y procedió a defecar en su cesto de la ropa sucia. Las autoridades le dieron 100 horas de servicio a la comunidad. Yo le hubiera dado un programa de tele. Najeh, eres un escatológico genio.

El Cyberstalker: La particularidad de este individuo es que su contacto con el objeto de su obsesión se limita a internet. Comenta en tu blog, te sigue en Twitter (y xode de un hilo para que tú lo sigas también), presume de ser tu cuate en foros y redes sociales, te asesora técnicamente sin solicitarle ayuda y te provee de una serie interminable de links a páginas chistosas, torrents de pelis del momento, MP3s gratis y accesos a páginas de pornografía selecta. Lo malo es que también presume su dominio del medio para hackear tus contraseñas, accesar tus archivos personales y posiblemente hacer mal uso de tu identidad, “pero todo es por desmadre”. O más bien “X D35m4D®3!!!! B===> – – – @;D-8-<”  En fin, puede parecerte muy útil por un rato, pero en el fondo se convierte en un dolor de gónadas.

El Peeping Tom: Suele traducírsele como “fisgón”, pero ese término no retrata claramente los motivos libidinosos detrás de su proceder, a mi modo de ver. Son individuos que obtienen satisfacción sexual espiando a otras personas durante los actos más íntimos, ya sean tan triviales e inocentes como prepararse el desayuno o tan sugestivos como desnudarse, darse un baño o tener relaciones sexuales. Es una forma de voyeurismo, vamos. El nombre viene de la leyenda de Lady Godiva, esposa de un noble anglosajón que, según la leyenda, cabalgó desnuda por el pueblo en protesta por que iban a privatizar Pemex o algo así. No me acuerdo, la verdad, y si vienen a buscar cultura en esta página creo que están más allá de la salvación.

En fin, faltan muchos más, pero sospecho que ustedes no me dejarán mal parado cuando les recuerdo que tengo los lectores más Finos y ocurrentes de la red, y que seguramente sus comentarios irán llenando los huecos que existen en la presente clasificación (además ya es medio tarde y están empezando las pelis picosas en Cinemax). Lo cierto es que en mi vida me he topado con muchos stalkers en muchas formas. Y no me estoy refiriendo a que fueran MIS stalkers, no crean que me considero tan importante. No, simplemente han estado a mi alrededor, como en el caso de:

  • El amigo de la familia de mi mamá que, allá por finales de los 60, tenía un detallado plan para raptar a Grace Kelly (entonces ya Princesa Grace) que incluía, entre otras cosas, un mapa arquitectónico del Palacio Real de Mónaco y vías de escape marítimo confirmadas.
  • El ex novio de una amiga de mi brother el Kawis, que rompió un vidrio para meterse al depa de su vieja justo el día en que el mentado Kawis se iba a quedar a dormir ahí para ahorrarse una noche de hotel. Lo bueno es que el Kawis acabó pidiendo asilo en mi casa y la pasamos muy chido, entre chelas y más chelas

    Una muestra habitual de lo que los japoneses llaman "comedia romántica".

    El periodista japonés (fuera de broma, ¿’on ‘tá Yanagisawa?) que estuvo perreando a una amiga durante un viaje de prensa a Detroit, hablándole por teléfono a su cuarto de hotel a altas horas de la madrugada y dándome su cámara para que yo le tomara fotos con mi pobre amiga cada dos minutos. Lo bueno es que fue antes de la era de las cámaras digitales, así que en todas las fotos que tomé de ambos nada más sale él, pues tuve a bien dejar fuera de ángulo a mi pobre amiga. De lo contrario, ya estarían fotos photoshoppeadas de ella con el cuerpo de Tera Patrick por toda la red. Les digo, desconfiemos de esos freaks nipones.

  • El tipo que corrí de una chamba y que aún así me invitó a su boda, a los bautizos de sus dos hijos, a la comunión de uno de ellos y me escribe cada dos o tres meses en Facebook “a ver si hacemos algo…”
  • La ex que me habló por teléfono el día antes de mi boda diciéndome que le urgía verme. Le dije que estaba crudito (despedida de soltero), se soltó llorando y me dijo que se había arrepentido de haberme mandado a freír espárragos cuando pasé tres semanas sin hablarle. Extraño, ¿no?
  • El guey que le mandó un Tweet a un amigo de Paiki diciéndole “Estoy viendo cómo te tomas tu latte en el Starbucks“. Y mi amigo estaba, de hecho, tomándose un latte en un Starbucks. En un Starbucks vacío. Brrrr…
  • El imbécil que se gastó gran parte de sus ahorros de casado en una stripper que era “la mujer de su vida”, llegando en una ocasión a cerrar el antro para confesarle su amor. Shiales…
  • Mi hija Natalia, que a sus tiernos cinco años me pidió averiguar quién cantaba su canción favorita en la película animada Barbie and the Magic Castle, pues quería saber cómo se veía, si era alta o chaparra, dónde vivía y si

    Katherine McPhee: Stalkeable.

    podíamos visitarla un día en su casa para llevarle unos chocolates. Yo intenté desanimarla de una idea tan desatinada, hasta que me enteré que la dichosa cantante era Katharine McPhee. Ahora comprendo que no hay nada malo en intentar localizarla, llevarle los chocolates a su domicilio y tomarnos unas fotos con ella. Y quizá robarle algo de ropa interior, como recuerdito de la ocasión…

  • La lectora que tenía en Eres cuya única misión en la vida era decirme que era un “pendejo sin webbos” (sic) porque hice un chiste de mal gusto respecto a OV7 que tenía que ver con la inserción de objetos grandes vía rectal, facilitados por el uso de vaselina (creo que me referí a la práctica como “La Honda Vaselina”). La extraño, pese a todo. Y por último…
  • El Maguito Rody. Él sabe a qué me refiero.

Bueno, amiguitos y amiguitas, les dejo canturreando Every Breath You Take (la de The Police, no la del subnormal de Puff Daddy), vistiendo mi unitardo negro de cuando me sentía Billy Elliot Clase Nimitz y con mis fieles binoculares infrarrojos colgados del cuello. Tengo una cita con el destino, y con un cierto cantautorcillo de dos varos que no sabe con quién se está metiendo. ¡Nos vemos en las noticias!

Anuncios

80 comentarios en “Stalkers: Invasores del Espacio Interior

  1. Pingback: Tweets that mention Stalkers: Invasores del Espacio Interior « Finísima Persona -- Topsy.com

  2. jajajjajajjaja ahi tengo un chingo de informacion tuya qguarde por a#os ajajajajajja

    yo tengo algunos fan boys (aleko, mo, tyler, el mayor tom, el prieto, sleeping weasel, choche y el peor de todos el meteoro)

    esta lista es digna de guardarse y honestamente e caido en algunas de tus definiciones y tambien e tenido algunas stalkers en la vida real (verdad jasive ) ella me llego casi a decir q boxer traia puesto (desde entoncesodio los boxers blancos )

    tengo material para reirme un chingo de tiempo gracias mi sempere

  3. jajajajaja espera, deje me encasillo, creo que he sido el Otelo de Paso, stalker principiante y parte cyberstalker.
    Ah si, oye deberias ya de cortar el cesped de tu patio, ya lo tienes muy descuidado eh viejo.

  4. Bueo, es hora de confesar: yo soy Yanagisawa. Él y otros diecisiete de los lectores que crees que tienes, mi Toño, son puras personalidades alternas mías. Al menos bajo uno de esos nombres podré ser invitado a la Finísima Residencia (a la que ya tengo plagada de cámaras y micrófonos) y hacerme de una muestra de tus células para clonar a mi propio Toñito Sam Pérez. Bua-jajajajajaja!!! Nosierto. De verdad, ¿qué onda con el Yanagisawa?

  5. Pingback: Modellbau-Marktplatz

  6. Según las categorías, yo he sido:

    -Stalker Principiante, de la hermana de una amiga de la prepa. Me duró la obsesión como un año, creo. Pero hasta eso nunca pasé de hacerme el encontradizo en el centro.

    -Troll, de esos fanáticos que no toleran el fanatismo de los intolerantes. Invertí cientos o miles de horas arrasando con foros de discusión de religiosos, cristianos y católicos por igual.

    -Novillo Vengador. Digamos que una vez que una chava con la que ya no andaba en el mejor de los términos me encargó algo de la lonchería cuando estábamos haciendo un trabajo juntos por obligación, pude haberle agitado su lata de Pepsi para que le chorrera la jeta. Pero mejor me desquité con su torta, a la cual le puse en el coche una verguiza estilo American Pie antes de dársela a ella. Sí, no es bueno ponerme de malas.

    – Peeping Tom, de la vecina de un cuate de la universidad. La chava se levantaba siempre puntual a las 6:30 de la mañana y se bañaba antes de irse a estudiar. Pero desde la azotea de mi cuate, bien escondidos tras el tinaco y con la ayuda de unos binoculares que acabamos desmadrando en dos catalejos, se podía ver cómo se desvestía y cómo se volvía a vestir antes y después de bañarse. Ya de cerca era medio equis, gordibuena tirándole a gordis más que a buena, pero ya ven cómo es el morbo y la calentura de los 20 años.

  7. Pues yo si he sido stalker algunas veces, y Peeping Tom, bueno no tanto stalker pero si otelo de paso, digo vale mas que los mequetrefes sepan que mi esposa no anda sola por el mundo y asi evitar broncas mayores, fuera de eso, nunca he sido stalkeado, aunque si he tenido uno que otro troll por ahi….

  8. Neto le fuiste a gritar a Arjona a uno de sus conciertos??? Eso es de aplaudirse.

    En este momento tengo a mi propio ciberstalker (lo cual es creepy), aunque no lo he dejado pasar de FB, de pendejo le doy mi e-mail y otras cuentas y vaya que me ha estado chingando que lo agregue a mi MSN. La fama tiene su precio.

    Solo estoy suponiendo, pero no es el Maguito Rody aquel miembro de Chiquilladas que te escribió el mail para contestarte aquella columna de Agüebox de las Teorías más estúpidas, en donde te daba santo y seña de cada uno de ellos???

    Por cierto cuando consigas la dirección de Katherine McPhee, me la pasas, quiero iniciarme en el mundo de la Stalkeada tirándole a lo grande y vaya que ese par de nalgas lo son

  9. Jajajaja muy bueno, yo nunca he stalkeado a nadie, pero si tuve un ex novio que me estuvo chingando por el cel un buen rato. De esos que te mandan mensajitos recordando ciertas cosas y aunque no le contestaba seguía y ya al tercer mensaje se ponía agresivo :S. Hasta que cambié de número, lo peor es que me lo encontré 2 veces hace poco, una cerca de mi casa y otra cerca de mi trabajo; en ninguna de las dos ocasiones le dirigí la palabra…y le contó a un amigo que me había invitado a salir!!! O_o

  10. Jaja, super post! yo sabía que iba a ser de lo más divertido pero que venga tan completo con datos estadísticos y todo si me hace decir Ooralaess! mucha labor de investigación.

    No concuerdo, sin embargo, en aquello de que el objeto del acecho no hace nunca caso. A mi me ha funcionado algunas veces. Por otra parte “acechar” como que siento que se queda en la contemplación, me gusta más el término “acosar” y su definición me encanta:

    Perseguir, sin darle tregua ni reposo, a un animal o a una persona. Jaja.

    De mis acosos recuerdo dos con mucha risa:

    1) En cierta Universidad al sur del DF me dio por ligarme a cierto profesor de medios audiov …(whatever) total que yo tenía como 19 años e iba en segundo semestre y él, habrá tenido unos 30 tal vez. Empecé siendo stalker principiante, me sentaba en minifalda en primera fila, lo veía y lo veía sin apuntar nada hasta que se ponía rojo, le ofrecía mi apoyo incondicional para revisar audiovis…. bueno tareas de otros alumnos y pasaba demasiado tiempo en su oficina.

    Estaba yo dispuesta a pasar a ser stalker serio pero el mencionado profesor cedió a mis propósitos y como que así ya no tiene chiste acosar a nadie y terminó la cosa. PD. ni siquiera me saqué 10 en la materia, me puso 9 quezque para no despertar sospechas.

    2) Una vez, cuando era novia de mi actual esposo, éste decidió cortarme. Eran como las 11 de la noche y yo traía un vestido azul, él me mando a volar y se fue de mi casa. Yo me fui a dormir haciendo berrinche y al día siguiente me levanté, me puse el mismo vestido, me trepé al coche y me fui a estacionar afuera de su casa a las 6 de la mañana (el salía como a las 6:15 a su trabajo) lo demás es historia, jaja, se creyó completita la historia de que en cuanto se fue de mi casa yo me fui atrás de él y que pasé la noche afuera de su casa en el coche esperando que amaneciera para rogarle jaja.

    En cuanto a mis acosadores recuerdo con terror a un ex-novio que pasó de principiante a profesional en muy poco tiempo y años después de haber cortado me lo seguía encontrando en la oficina de mi papá de “visita” o en mi propia casa viendo la tele con mi mamá. De hecho hasta se hizo novio de una niña de mi salón para verme jaja. Sé que si vuelvo a oler una loción “eternity” me dará un algo.

    Super post Toño jaja oye y super poder de convocatoria que tienes, tengo como 10 nuevos seguidores en tuiter, reciprocicaré (de todas formas ya los leía desde antes, ¿eso cuenta como Cyberstalker??)

  11. bberry: estuvo buena esa de tu ahora esposo, oye ¿a quién crees que se refiera Toño con eso de “algunas lectoras de este blog por John Cusack y Robert Downey Jr.”? mmmmmm

  12. Storm: me cae que tengo la cabeza en las nubes! Se me olvidó decir que lo que más más me había gustado del post es que incluye mi 4 palabras favoritas:

    John,
    Robert,
    Cusack y
    Downey

    Donde las pongan todo se ve hermoso. Con Mr. RDJr, se me antoja hasta pelearme con fuerza bruta yum!

  13. me encanto el post!

    creo que en algun momento de la vida tuve un Otelo de paso, pero como que le falto estilo. sip se la pasaba diciendo cosas raras y apareciendo por doquier. la neta que miedo! fue entonces que decidi mudarme de casa jajajajajajaja NTC

    sip me tuve que esconder, casi fingir mi muerte 🙂

    wooow!! bbrrystop Esa Historia que le contaste a tu novio, es excelsa jajaja 😛

  14. ¿Así que esos son los stalkers? Yo los identifico como “presuntos acosadores”, “trolls” y “fanboys/fangirls”. A mi me pasó (y me sigue pasando) que un stalker tipo troll se la pasa dejando comentarios “de crítica constructiva” en mi blog, cosa que me tiene hasta el copete porque no sólo me siguió en mi blog, sino también retó a mi Bruto (avatar con el que puedes luchar con otros jugadores para ser más poderoso, en otras palabras, una hueva total), me agregó en el Messenger e incluso estuvo escarbando en mi antiguo SpaceLive (que ya cerré). Es bastante penoso que alguien se dedique a encontrar la mínima falla en lo que escribas/hagas/comentes sólo para hacerte miserable, según ellos.

    Saludos.
    P.D.: Espero que no me tengas como stalker sólo por seguirte en el Twitter (que ya tengo abandonado) y en el Facebook, =D

  15. Me niego a aceptar un insulto más a Arjona si antes no destruye usted con adjetivos abyectos la capacidad compositora de gente como Gloria Trevi. Eso sí es un asco Licenciado.

    ¿Yanagisawa aplica como stalker suyo al guardar todas sus obras desde “La Náusea”? Acuérdese de los japoneses.

    Apoyo la idea respecto a Katherine McPhee. Considéreme como un corresponsal si algún día lo lleva a cabo.

    Y nos tiene en cliffhanger con lo del Maguito Rody. Esperamos una 2da parte de éste post.

  16. Gracias por aclararme la definicion de stalker y yo no soy uno…… creo

    Oye no encuentro la pagina de Busty Nymphomaniac MILF Finder, me agrado el nombre tambien tiene aplicaciones como el Facebook¡?

    Bueno esperare a que salgas del baño para que me contestes, o ya que si lo prefieres puedo preguntarte por la ventana de todos modos creo que se acabo el papel y vas a estar ahi un buen rato…….

  17. Every breath you take se queda pendeja en el tema junto a Eye in the sky,: I am the eye in the sky looking at you, i can read your mind…..chiale.

  18. Uuyyy ¡¡¡ y Soda tiene una que dice: sueles encontrarme en cualquier lugar y ya lo sabes nada es casualidad; quien se acuerda de mas canciones que desenmascaren stalkers?

  19. Excelente post, aunque creo que el maestro Sempere tambien goza de que seamos sus stalkers, sino para que hace un blog donde nos da algo de atención y después nos deja con ganas de mas, solo para buscarlo en la red esperando un nuevo post.

    Si no se ve nada de nuevo en su blog, tendremos que cazarlo en su vida personal donde de seguro hace algo divertido por lo cual ya no escribe en la pagina y a su vez tengo que saber mas de este genio el cual nadie entiende mas que nosotros, te adoramos Maestro Sempere, a donde mando los riñones para poder hacer su iglesia Maestro.

    Pensé que el tema hablaba sobre Miguel Araluce, pero bueno todos tenemos algo de stalkers, saludos y excelente post.

    Me puede dar algo de lo que sobre de su visita a la casa de Katherine McPhee.

  20. Me hiciste recordar al stalker homo que tenía en la prepa. Me envió como dos cartas y algunso mails. Al principio pensé que era una vieja con mala ortografía, ya después vi que no, el horroooooooooor. Como nunca le hice caso ( y le menté un poco su madre en un mail) se desapareció. Buen post

  21. Me has recordado a varias personas que he tenido el gusto y disgusto de conocer a lo largo de los a#os.

    Creo que hasta el dia de hoy no me he puesto tan loco como para hacerle de stalker de alguien, pero supongo que en cualquier momento me puede pasar.

    lo cierto es que para stalker con mi exesposa es mas que suficiente, y no no quiere que sea feliz, solo quiere que me de cuenta de lo equivocado que estoy.

  22. jajajajaja Pinche Ryu, para que el post fuera 100 % para mi, sólamente faltó lo de tomar fotos de facebook de tu objeto de fijación y photoshopearlas y luego postearlas. jajajajajajajaja

    El comentario de Víctor de la ex esposa de que no lo deja ser feliz, quien sabe por qué me recordó al güey cabezón que sale en Amelie, el güey de la grabadora, y que al último se echa a la vieja de los cigarros. jajajaja pinche gente enferma.

  23. Yo tenia un stalker que queria que le invitara pastes… haha

    bueno, creo que si no dejo de segurite en twitter pertenezco a una de las categorias…

  24. Tengo dos amigas que tenían sus stalkers culeros entran en la de los novios, ambos exnovios que han intentado matarlas ambas denunciaron y nuestra h. Autoridades se hicieron pendejos…

    “Respect my autority!”

  25. Creo haber adivinado el asunto del Maguito Rody, por ahi en alguno de tus post (Creo que en el de Agûebox)mencionaste que cierto elemento de chiquilladas se habia puesto en contacto contigo para desmentir tus sospechas sobre las mutaciones del elenco del programa infantil… atine?’ que me gane??

  26. Recórcholis, cuantos comentarios. Intentaré ser breve y responderles a todos…
    WILLIAM SAINTS: Muchos te han respondido ya lo del Maguito, pero ahí va. En 3 ocasiones he escrito (con pseudónimos distintos) alguna referencia a dicho personaje y a la serie de Chiquilladas. Y en 3 ocasiones me ha respondido a 3 mails distintos aclarándome “la verdadera historia” de su vida y la de sus compañeros, además de mandar mails adicionales informándome de sus andanzas actuales, que podrían importarme menos que medio bledo. Stalkeroso… En cuanto a los que se alimentan de stalkers, tampoco los entenderé jamás. Egos frágiles, me imagino.
    MIGUEL ARALUCE: (Casi) encajas en alguno de los renglones, y gracias por sugerir el tema. Pero no, no lleva intención personal.
    DAN††E: Nel, el JD escaló a la categoría “Cuairo Jaibo del Blog” en cuanto obtuvo nombramiento oficial. No califica como stalker.
    FERRARI1: Tu odio por usar boxer blancos califica en el renglón de “demasiada información”.
    EL SIR: Mucha bromita, pero sí me asomé a ver el césped.
    XUY: Gran link a la “self-stalker”. Me gusta para novia de mi hermano.
    NIFEL: Ver primera respuesta sobre los que viven de que los “estolkién”.
    ALEKO: Gracias por encontrar Difácil Rap en YouTube! La mejor rola pinche del mundo. Y gracias también por revelar tu historia como acosador.
    VERTEBREAKER: Sí me creo lo de tus 17 personalidades, ¿vieras?
    TOONFED: XD, sí, se me peló el buen Bram Stoker.
    MORFRA: Al menos lo haces para que no se metan con tu mujer. Eso no tiene nada de malo.
    NAUFIG: Uno hace muchas idioteces cuando trae copas encima. Como aceptarle a una ex novia una invitación a ver a Arjona. No me juzgues, fui un loco, lo sé!
    BBERRYSTOP: ENORMES anécdotas (muchos recuerdos, ¿o no?). Por cierto, ya me dijeron que andas acosando a Data. Tú no aprendes…
    STORM: Sí, el pobre Wookie vive mirando sobre su hombro desde hace un rato.
    El precio de la fama…
    YANAGISAWA: ¿Dónde andabas, guey? Y yo hablando mal de tus compatriotas del sol naciente…
    LAURAFINISIMA: ¿Fingir tu propia muerte? OK, ya estamos en el terreno profesional!
    SIR MERGAS XVI: No, no te apures. Distas mucho de entrar en la categoría de stalker. Por cierto, tu blog es muy chido.
    ARCHANGEL: Nada, nada, en mi blog yo tengo la libertad absoluta de tirarle a Arjona hasta con la mano del metate. Sus crímenes al arte nunca quedarán impunes. Y sí, hay peores “artistas” por ahí, pero pocos con el ego inflado de este mercachifle.
    EMMANGELION: Si tienes tan buena vista de mi baño, ¿porqué te haces guey cuando grito que se acabó el papel? Siquiera lánzame “La Jornada”!
    CARLITOS: What’s he building in there? de Tom Waits creo que califica como de stalkers, al menos de vecinos fisgones y prejuiciados. Buen tema para un playlist.
    RYU75: Créanme que no considero a ninguno de ustedes en la categoría de stalkers, en serio. Fieles lectores, sí. Finísimos Miembros, por supuesto. Stalkers no. Y sí, disfruto retiarto de su atención y compañía virtual. Lo de Katherine, olvídalo. Toma tus propios riesgos, OK?
    IXTEPAN: Todavía me estoy riendo del “al principio pensé que era una vieja con mala ortografía”… Sublime!
    VICTOR216: Siento mucho el no haber anticipado tu fallido matrimonio. Bueno, te sirve para el próximo, no?
    FER GAUVAIN: Sicierto… ¿DÓNDE ESTÁN MIS PASTES?
    KYLEDRKNS: Te ganaste la lata de angulas de la semana. Deja me acabo las poquitas de angulas que le quedan, le doy una lavadita y te la mando.
    SYCKBOY: Pues fuera de los ejemplos que di en la lista, creo que no. Sí tuve una LECTORA (mujer) de Men’s Health que me hablaba por teléfono para preguntarme idioteces y empezaba a indagar cosas personales. Incluso un día habló para que le leyera un fragmento de un artículo sobre sexo “que no había entendido bien”, y la puse en el speaker para que la oyera el staff, pues nos pareció que se estaba autocomplaciendo… Será otra historia!

  27. Y tus compañeros de Staff como estaban? Me imagino uno que se le salio lo albañil y se puso hacer comentarios soes y otro que si se espanto.

    Huvo que si se quizo quedar con la “Fan”?

  28. Fangirl y Cyberstalker he sido. Que tal el santa-luismi-stalker:

    “Él todo lo apunta/Él todo lo ve/Te sigue los pasos, estés donde estés/…/Te observa cuando duermes/Te mira al despertar/No intentes ocultarte de él/Pues siempre te verá/Él sabe de ti/Él sabe de mí/Él lo sabe todo/No intentes huir”

    Con mi satélite de stalker hi-tech sé a que hora entraron exactamente, desde que servidor, ciudad, explorador, sistema operativo, tiempo de visita y no le sigo porque ya nadie va a querer entrar. ¿En qué categoría entraría el estar obsesionada con los visitantes de mi bló?

  29. VERTE: Una de tus personalidades puede ofenderse, otra sentirse halagada, una más debe estar confundida, otra me quiere matar, otra se quiere suicidar… así hasta las 17.
    SYCKBOY: Ese stalker es la neta, también sale a cada rato en RENO 911. Y no, nadie del staff se prendió con el rollo. Al menos no abiertamente, espero.
    LETRUSHKA: No mantxes, cómo se nos olvidó este villancico-stalker de primer nivel! Entre Santaclós y el papá del Beibi Yisus, que supuestamente todo lo ven, estamos atoradísimos. Ni al baño voy a poder ir a gusto, de verdad. Por lo de los visitantes de tu blog (ya lo visité, está rebonito), creo que es bastante normal el traerlos checaditos. Eres parcialmente una stalker light que se nutre de otros stalkers. Nada de malo…

    Como que si les pegó el tema. Iré preparando otro…

  30. pues solo podria decir que estuvo shido el post y que de ninguna manera nadie me obliga a comentar en este post con la amenaza de tirar un rayo laser fatal desde su satelite stalker si no digo nada cof cof coletrucof cof

  31. Ya después de haberlo leído 3 veces creo que sólo soy fanboy porque no acoso al maese sempere, ruys o lee-ka-bree-oh! sólo los sigo por el twitter y ya…

  32. despues de leer el comentario de letrush me he dado cuenta de que soy como un stalker fantasma o algo así, porque no lo hago de manera consciente pero me gusta checar a mis cuates y conocidos para sabe que hacen, o quizá solo sea chismoso

  33. Yo conozco a varias chavas cuyo máximo anhelo es ser stalkeadas, ponen cientos (literalmente) de ellas solas en su facebook, y agregan a todos los tipos que pueden, aunque sean amigos de un primo de un compañero de trabajo de una tía. Y se emocionan cuando un tipo pones comentarios lascivos.

  34. Otros stalkers famosos que me acuerdo son:

    La dulce Rose que siempre “vela” por el bienestar de Charlie y que tambien se desquito con su hermano (con un carrito).

    Y la fan loca que vigilaba Sheldon para que concluyera su formula de fisica… que termino corrida al pedir lo imposible. El credito.

  35. O donde le provoca paranoia a Charlie. Un plan muy maquiavelico porque vivia en inglaterra, pago para regresar y se disfrazo para provocar una sospecha tan obvia. Mucha paciencia y admiracion (?) para hacer algo asi.

    Y si mer refiero a Rose de Two & Half Men

  36. yo creo que todos hemos stalkeado a alguien alguna vez en nuestra vida ya sea la chica guapa de la secundaria (en esas epocas) o al famoso-famosa que admiramos hoy en dia personalmente fanboyeo a Cris Nolan y espero la tercera entrega del hombre murcielago.

    en una cosa tienes razon Arjona no es digno de comerse una caca de San Joaquin Sabina vaya nisiquiera de olerla, ¿Joaquin Sabina cagara?

  37. excelente post mi SAM PEREZ…

    Me han tocado 2 o 3 bodas, si mal no recuerdo, donde han tocado
    EVERY BREATH YOU TAKE… quesque por que es bien romántica!!!
    JA!!! cuando le he contado al novio o novia, depende de quien sea mi amigo
    el verdadero significado… se sacan de onda…

    otras rolas de stalker muy buenas…

    ONE WAY OR ANOTHER – Blondie
    (One way or another, I’m gonna find ya’, I’m gonna get ya’, get ya’, get ya’, get ya)’

    I WANT YOU TO WANT ME – Cheap Trick
    (I want you to want me/I need you to need me/I’d love you to love me/Im beggin you to beg me)

    TWO STEPS BEHIND – Def Leppard – un himno stalkero que todo mundo cree que es muy romántico
    (Well, you can run, but you can never hide/From the shadow thats creepin up beside you.
    And, theres a magic runnin through your soul/But you cant have it all.
    whatever you do/Well, Ill be two steps behind you/wherever you go/And Ill be there to remind you/That it only takes a minute of your precious time/To turn around and Ill be two steps behind.)

    HUNGRY LIKE A WOLF – Duran Duran
    (In touch with the ground/Im on the hunt Im after you/Smell like I sound/Im lost in a crowd/And Im hungry like the wolf)

    500 MILES – The Proclaimers
    (When I wake up yeah/I know I’m gonna beI’m gonna be the man who wakes up next to you/When I go out yeah
    I know I’m gonna be I’m gonna be the man who goes along with you… /
    But I would walk 500 miles/And I would walk 500 more/Just to be the man who walked 1000 miles/To fall down at your door)

    SPIDERWEB – No Doubt
    (You’re intruding on what’s mine/And you’re taking up my time/Don’t have the courage inside me/To tell you please let me be/Communication, a telephonic invasion…)

    y así sigue…

    un abrazo stalkero pa usté y pa todos los que lo leen

  38. Jajaja terminé aquí por un RT que te dieron, en fin…me encantó este Post y…
    me paniqueó completamente porque un ex de hace como 5 años??!!! tiene aún un estuche que le regale…miedo…

    en fin! lo leí TODO

    =)

  39. Changos, la verdad he sido cyberstalker… pero calmadita jajaja… y pues he tenido un stalker que si me daba miedo, de hecho tuve que dejar el depa donde vivía porque se metía por el balcón, una vez se quedó dormido en mi cama y cuando le llamé a la policía como dije que lo conocía no le hicieron nada! al siguiente día me fui de ahí. Tengo trolls que me dicen tantas barbaridades, me ponen comments groseros y me mandan mails de odio snif, y tengo un cyberstalker que cree que soy su novia y así solo porque una vez le dije “cariño”, pero pues, los que me conocen saben que soy re cursi y a todos les hablo con palabras dulces juju, bueno depende la ocasión jaja… también hay una vieja que me acosa pero ahi si no sé si me gusta o no, ju. Bueno ya.
    SI viviera en el Df sería tu stalker oh si!

  40. Pingback: POST 100: Happy Zombie Beibi Yisus Day!* « Finísima Persona

  41. Yo soy Cyberstalker y Stalker principiante me di cuenta de ello cuando envíe a mi “amiga y amante en potencia” un link de gorditas sin ropa (osea este http://www.modelmayhem.com/portfolio/36768/viewall) No lo habrán es pornofrafía ¡o arte? No losé ahora.

    Pero si alguna mujer lee esto digame realmente que pensaría de mí y bueno también ustedes carnales, aunque les va a gustar los conozco.

    Bueno al autor muchas gracias, cuando sea grande quiero ser como tú.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s